Los dientes tienen tendencia a moverse toda la vida. Al finalizar un tratamiento de ortodoncia o Invisalign es necesario colocar un retenedor.

Los retenedores impiden que los dientes se muevan y los mantienen en la posición deseada que se ha conseguido con la ortodoncia. Las retenciones no sirven para mover los dientes sino todo lo contrario, se usan para evitar el movimiento.

 

¿Es imprescindible el uso de retenedores?

La respuesta es sí, los dientes tienen tendencia a volver a la posición inicial. Gracias a los retenedores conseguimos que esto no pase y que tras los movimientos realizados con el tratamiento ortodóntico  se consiga un estabilidad.

 

¿Qué tipo de retenedores hay?

Hay retenedores de varios tipos, la clasificación más importante es fijos y removibles.

  • Fijos: Son los que el paciente no puede retirar. Suelen constar de un arco de metal que se coloca en la cara del diente que no se ve (la cercana a la lengua y el paladar) con la ayuda de un composite.

Los retenedores fijos no se colocan en todos los casos ya que en ocasiones no es posible por el tipo de mordida.

Es el más cómodo para el paciente pero sí que requiere mucho cuidado y limpieza para evitar que se acumule placa.

 

  • Removibles: Los más comunes son:
    • Férula de retención: Son unas férulas plásticas que abrazan a todos los dientes y que se colocan para dormir. Son cómodas para el paciente y muy similares a los alineadores de Invisalign.
    • Hawley: Es una placa de resina con arco de alambre y ganchos que además de ayudar a mantener los dientes en su posición estabiliza la mordida.
    • Férula de descarga: Ideal para pacientes bruxistan (que rechinan los dientes) para evitar el desgaste de las piezas además de mantenerlas en su posición correcta.

¿Cuánto tiempo hay que llevar los retenedores?

Los dientes están en constante movimiento, por lo que lo ideal es llevar los retenedores de manera permanente.

Los retenedores fijos en forma de hilo resultan muy cómodos e imperceptibles por lo que los pacientes no suelen tener inconvenientes al llevarlos.

Los removibles se suelen usar de noche y los pacientes refieren acostumbrarse rápidamente.

Independientemente de que retenedor se usa es el ortodoncista el que marcará durante cuando tiempo se ha de llevar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario