O corona. Puede ser de metal-cerámica o de porcelana. Se suele colocar en piezas rotas o debilitadas para evitar que se fracturen o para mejorar su estética.

También existen coronas provisionales que se colocan de manera temporal o coronas sobre implantes que, en vez de ir cementadas sobre el diente, se atornillan al implante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario